viernes, 2 de agosto de 2019

Francia: revolucionarios incendian concesionaria automotriz.


El periódico La Cause du Peuple (La Causa del Pueblo) ha difundido información sobre el ataque de la organización revolucionaria Forces Combattantes Partisanes (FCP) (Fuerzas de Combatientes Partisanos) registrado el pasado 25 de julio en contra de una empresa concesionaria de automóviles, propiedad de un gran burgués.

El periódico destaca que el pasado 8 de marzo, otra tienda concesionaria del mismo dueño había sido pintada por el Partido Comunista Maoísta luego de que se ventiló la agresión sexista del patrón en contra de las mujeres trabajadoras de dicha empresa, quien además realiza una doble explotación laboral contra ellas, primero por ser trabajadoras y luego por ser mujeres, a quienes se refiere como “conne de femme” (mujeres estúpidas).

Derivado de ello, la prensa reaccionaria burguesa ha pretendido presentar al patrón como un buen tipo que tiene “buena relación con sus trabajadoras”, y en todo caso como una víctima de las pintas e incendios registrados.

La prensa democrática ha destacado en sus páginas…”Frente a la mediocridad de los medios burgueses que dan foros a los peores explotadores, La Cause du Peuple reacciona. Hemos recibido el comunicado de las Forces Combattantes Partisanes y queremos compartir los extractos que explican esta acción:

     Para todos sus clientes y trabajadores, este patrón deshonesto explota y es una molestia para todos sus empleados. Nuestra acción es un ataque dirigido a él en particular, por su comportamiento como burgués sexista conocido en todo Lons-le-Saunier. Apoyamos a todos los empleados de Zangrandi y su justa lucha contra el imbécil de su jefe.

    ¡Siempre estaremos respaldando a las mujeres trabajadoras y a nuestra clase! ¡Estas acciones son sólo el comienzo!”

Es importante destacar que en Francia, las formaciones revolucionarias han sabido elevar las formas de lucha y organización durante el último periodo de flujo en el movimiento de masas, llamando a romper con el colaboracionismo de clase y el cretinismo parlamentario, alentando el llamado a la rebelión contra el viejo estado imperialista francés y todos sus representantes.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Nota: sólo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.