jueves, 24 de mayo de 2018

India: ¡Combatir el Fascismo-Hindú Brahmánico!

¡Expandir la Guerra Popular Prolongada! ¡Avanzar la Revolución de Nueva Democracia! (Varavara Rao, 2018)

Nota del blog. Publicamos la traducción de un importante artículo del intelectual revolucionario Varavara Rao, presidente del Frente Revolucionario Democrático en la India, donde denuncia el genocida Estado Hindú y sus acciones contrarrevolucionarias, indicando el camino consecuente para su suplantación y superación.

5 de abril de 2018

Los asesinatos de los compañeros Mohammad Akhlaq, Prof. MM Kalburgi y Yakub Memonhave vinieron simbolizar de diversas maneras la situación prevalente en el país bajo el orden de Modi - elegido por el Partido Bharatiya Janata (PBJ).

Akhlaq fue golpeado hasta la muerte en su casa en la ciudad de Dadri en septiembre por un grupo de linchamiento que fue incitado, movilizado y liderado por un grupo de “capangas” de Sanghi tras un rumor de consumo de carne roja maliciosamente extendido.

Prof. Kalburgi fue baleado y asesinado por asesinos fascistas hindúes desconocidos por su consistente e irreprimible oposición a sus proyectos en Kamataka.

Memon fue ahorcado en julio en la prisión de Nagpur tras su convicción (o respaldo) a las explosiones ocurridas en Mumbai en el año 1993.

Para los nombrados policías del 'Rashtra Hindú' (Estado Hindú), comer algo de la elección de alguien es antinacional, hablar algo contrario es antinacional, incluso ser hermano de un musulmán que es acusado de actividades llamadas antinacionales es ser antinacionalista - crímenes en los que son susceptibles de pena de muerte de acuerdo con los fascistas Hindutva Manuvadi.

Independientemente de que la ejecución sea realizada judicialmente por el estado o por alguno de los numerosos grupos de exterminio erguidos por el Hydra RSS – ninguna diferencia hace para la persona que la recibirá al final.

Estos asesinatos (y los asesinatos ocurridos anteriormente de Govind Phansade y Narendra Dabholkar) son sólo algunos de los incidentes más hablados de lo que se ha convertido en una incesante cascada de ataques realizados de diversas formas por los fascistas hindúes en todo el país.
En particular, desde que el gobierno del PBJ (Bharatiya Janata Party) o Partido Popular Indio ha subido al poder, estos ataques han tenido lugar en la rutina diaria. Aunque es considerado por algunos como "intolerancia", esto es parte de un ataque completo de las fuerzas fascistas hindúes contra el pueblo, afectando a todas las áreas de sus vidas. Estos ataques son a la vez ideológico, político, social, religioso, étnico, económico, cultural, jurídico y ambiental - realizado con medios violentos y no violentos, legales e ilegales, constitucionales y extra-constitucionales.

En su mira están todos los tipos de disidencia y no sumisión, particularmente las organizaciones de combate e individuos - revolucionarios, democráticos, laicos y patriotas - así como musulmanes y cristianos, Dalits y Adivasis, mujeres y personas de otros géneros oprimidos, nacionalidades oprimidas y hasta secciones de oposición del parlamento.

En realidad, cualquier persona que se niegue a cumplir con su agenda Hinduita u oponerse a sus órdenes fascistas es un objetivo potencial.

De hecho, en tiempos como éste en que las acciones de los fascistas-hinduitas se han vuelto notablemente mayores en todas las esferas del estado y de la sociedad, nadie puede estar equivocado por cuestionar, si una gran parte de nuestro pueblo ya está viviendo bajo las sombras de un verdadero "Estado Hindú".

El fascismo-hindú, incluso con sus especificidades, comparte muchas características de los regímenes fascistas que emergieron en países capitalistas en momentos de crisis política, económica y social durante los años 1930, la Gran Depresión y el intervalo entre dos Guerras Mundiales interimperialistas.

Así como el fascismo italiano y el nazismo alemán, el hinduita también es un fenómeno de la era del imperialismo y de la revolución proletaria, emergiendo junto a partidos derechistas o fascistas, así como instituciones, destacamentos armados y pandillas en los países imperialistas capitalistas con o sin apoyo democrático del Parlamento.

El fascismo levantó su cabeza a su mayor etapa cuando el capitalismo se adentró en un período de crisis general y el socialismo emergió como una alternativa concreta para los pueblos del mundo entero con la victoria de la Revolución Bolchevique.

El papel de los alemanes, italianos, japoneses y otros movimientos fascistas de la época fue dirigir esa amenaza existencial enfrentada por las clases dominantes imperialistas de sus respectivos países.

Esa fue la ofensiva política de la burguesía contra el proletariado, para salir de sus graves crisis político-económicas.

Ellos obtenían una política interna de explícito orden terrorista y una política exterior de agresión y guerras.

Internamente, el enemigo principal de los fascistas eran las organizaciones y movimientos de obreros y masas trabajadoras, partidos proletarios revolucionarios y organizaciones junto a otras clases democráticas y minorías nacionales, migrantes; así como internacionalmente, su objetivo principal era acabar con la campaña socialista liderada por la Unión Soviética en los movimientos de liberación nacional de las colonias y semi-colonias.

Ellos promovieron guerras contrarrevolucionarias contra fuerzas comunistas y democráticas por todo el mundo hasta que las guerras revolucionarias y de liberación nacional finalmente los enviaron a sus cuevas.

Con el lema Hinduita - el cambio "made in India", del fascismo - no sólo han logrado escapar a la suerte de sus contemporáneos japoneses europeos, de hecho ha prosperado en los últimos cien años de su existencia. El Hinduita funde elementos del sistema de castas feudal indio (así como su ideología reaccionaria brahmánica y nociones de superioridad innata profundamente enraizadas, etc.) con conceptos burgueses modernos (como nación, teoría aria de intelectuales colonial-orientalistas y su formulación sobre la historia Indiana, etc.) que sirve a los intereses de las clases dominantes y de las fuerzas e instituciones sociales obsoletas.

Falsifican la historia para inventar un pasado glorioso de la nación India, negligentes al hecho de que ni una comunidad religiosa llamada "Hindú" ni una nación llamada "Indiana" existieron antes de la conquista británica del subcontinente. La idea de los primeros proponentes del Hinduismo es la reaccionaria utopía neo-brahmánica de 'Nación Hindú', en la que los fascistas hindúes proyectan como el 'glorioso' pasado del país y sostienen como el ideal para el futuro del país.

Ellos apuntan imponer esa ideología fascista en hindúes o no hindúes y en todas las comunidades sociales, secciones y clases que no concuerdan con su concepción de sociedad e historia.

Mientras los musulmanes y cristianos son vistos como aliens para ser asimilados, manteniéndolos a raya o suprimidos, los sikhs, budistas, dalits y adivasis ya son considerados hindúes y son incluidos en la 'nación hindú' contra su voluntad.

La jerárquica, hegemónica y chovinista ideología, cultura y valores hinduitas son impuestos en todos ellos suprimiendo, controlando o cooptando sus diversas culturas, idiomas, credos y costumbres.

Esta ideología fascista hinduita también se refleja en la estructura organizativa de la organización fascista-hindú. La RSS (Rastriya Swayamsevak Sangh) u “Organización Patriótica Nacional”, Mahasabha Hindú, etc. fueron formados a principios de 1920 y son extremadamente autoritarios y no permiten desacuerdo hacia los líderes. El comando de Sarsanghchalak es la última palabra en la RSS y es aceptado sin cuestionamientos. Desde su principio, las fuerzas hinduitas recibieron apoyo y patrocinio de los grandes dueños de tierra y de la gran burguesía compradora mientras su ideología reaccionaria y su estructura organizativa autoritaria fuese una herramienta útil para sus intereses económicos y políticos.

En el momento en que todas las fuerzas anticoloniales, democráticas y patrióticas estaban implicadas en la lucha por la independencia -Savarkar glorificó al colonialismo por escribir que "la victoria del imperio británico es grande¨- (VD Savarkar, Hinduita, p 85, 166.); Goldwalkar expresó su desdén por la independencia nacional por su nombre como “este paquete al azar de los derechos políticos "(MS Goldwalkar, nosotros o nuestra nacionalidad definida, p. 7)

Leales a su carácter comprador, los fascistas-hinduitas continuaron celebrando a colaboradores y traidores como héroes, como Savarkar, mientras que denunciaba a verdaderos patriotas y nacionalistas como Tipu Sultán. Las fuerzas fascistas-hinduitas defienden la conciliación de clases antagónicas para evitar el desarrollo de la conciencia de clase en las masas y una intensificación de la lucha de clases organizada.

Por ejemplo, RSS escribió a PM Nehru en 1948, "El Rashtriya Swayamsevak Sangh es la única manera de enfrentar el comunismo y es la única ideología que puede integrar y armonizar los intereses de diferentes grupos y clases y, de esta forma, exitosamente evitar cualquier guerra de clases "(Carta de la oficina del RSS a PM Nehru, publicada en el Organiser, 23 de octubre de 1948).

Ellos hicieron uso de la tradicional adaptabilidad del Hinduismo en los cambios sociales por preservar, proteger y fortalecer todos sus aspectos reaccionarios al servicio de las clases dominantes - sean los colonizadores o la elite dominante india, subordinada al imperialismo, en la que tomaron su lugar. Que reforzaron la articulación conjunta de los grandes terratenientes y de la gran burguesía compradora a través de la supresión de las clases democráticas, agitando el chovinismo comunal y nacional, persiguiendo a minorías religiosas y oprimiendo a las nacionalidades minoritarias, dalits, adivasis y mujeres.

Ideológicamente, el mundo metafísico, idealista y subjetivo Hinduita es un difícil oponente de todas las formas de aproximación científica, materialista, racional, objetiva y dialéctica para comprender y cambiar el mundo - la mayoría de estas cercanas al pensamiento marxista del socialismo científico y materialismo histórico-dialéctico.

La doctrina político-ideológica, la demagogia social, el chovinismo religioso y nacional, la propaganda goebbelsiana, la cooptación y el soborno - todo indica que el sucio y el justo son partes de su arsenal para ganar sobre una parte de la gran masa y aterrorizar a otras.

Ellos ampliamente se valen de la ingenuidad, del atraso, de la ignorancia y de las contradicciones de la gran masa así como los aspectos reaccionarios en la cultura y los valores populares arraigados en el sistema semi-colonial y semi-feudal del país.

Ellos constantemente engañan a base de mentiras, fraudes, hipocresía y subterfugios para manipular la opinión pública y para engañar, confundir y fragmentar a las masas - a menudo haciendo lo opuesto de lo que hablan y hablando en pleno contraste con lo que ellos hacen.

Ellos se aprovechan de los productos de la ciencia y tecnología modernas para esclavizar a las masas y conquistar sus objetivos políticos, económicos, sociales y culturales reaccionarios. El fascismo Hinduita para adaptarse a las condiciones cambiantes utiliza todas las formas disponibles para extender sus tentáculos traicioneros, engañosos y sangrientos. En contraste a su ideología y objetivos establecidos, se comprometen con medios no violentos, declararon adherencia a la constitución india y se presentaron como una mera organización cultural (así como la RSS hizo tras el asesinato de Gandhi para su desaparición) - pero ellos no se sujetan a ello en la práctica.

Así como los nazis en contrapartida, ellos utilizaron el sistema parlamentario indio para subir al poder en busca de sus objetivos.

De la formación del Bharativa Jana Sang Hem 1951 hasta el primer gobierno BJP en el centro en 1997, el fascismo-hinduita ganó terreno en grandes partes del país a través del trabajo bajo la máscara de políticas parlamentarias.

Pero como la agitación Janmabhoomi, Rath Yatra, la demolición del Babri Masjid, el subsiguiente baño de sangre de musulmanes en diversas partes del país, el programa Gujarat y otros innumerables, grandes y pequeños actos hediondos, utilizaron métodos terroristas violentos y extraparlamentarios para fines parlamentarios.

Ellos conquistaron un éxito significativo en sus tácticas principalmente porque su oposición dentro del parlamento - ósea el congreso, el “Partido Comunista de la India” revisionista, o varios partidos regionales - ha demostrado ineficiencia en frenar el avance del fascismo-hinduita.

De hecho, esos partidos de las clases dominantes tienen mucha adhesión encubierta o explícita a los Hinduitas y ayudaron al fascismo-hinduita a crecer con sus políticas oportunistas de conciliación de clases. Desde las elecciones parlamentarias de 2014, el PBJ emergió como el mayor, más poderoso y preferido de toda la India de los grandes capitalistas compradores, burocráticos y latifundistas subordinados a los imperialistas por desplazar del Congreso a esa posición.

Así como los fascismos del pasado, el presente crecimiento del fascismo-hinduita toma lugar en medio de una crisis aguda del sistema capitalista mundial que comenzó en 2008 y no muestra signos relevantes de recuperación. Tendencias fascistas de varios matices están emergiendo de nuevo en todas partes del mundo. En la India también, el viejo método de control del Congreso, liderado por el UPA, se volvió inadecuado para las clases dominantes indias en las presentes condiciones de crisis.

Modi - PBJ fue, por lo tanto, llevado al poder en las últimas elecciones para dar a la agenda de "reformas" neo-liberales de forma más agresiva y despiadada - de forma fascista si es necesario. El PBJ con su ideología hinduita neo-fascista y una vasta red de organizaciones fascistas trabajando en casi todas las regiones y campos junto a todas las secciones sociales, era el mejor cotizado para ese servicio.

El ritmo "lento" de las reformas neoliberales del FMI (Fondo Monetario Internacional) por el mundo o los retrasos en la apertura de todos los sectores de la economía hacia extranjeros y grandes capitalistas indios hizo que el PBJ y sus aliados de la NDA pasaran por encima de muchos cambios políticos por medios parlamentarios y extraparlamentarios.

En el caso de Lok Sabha, el gobierno de Modi está imponiendo esas políticas con el argumento fascista que tienen el mandato popular para implementar cualquier programa y política que quieran.

Es válido evidenciar que los fascistas en Italia y los nazis en Alemania también ganaron el mayor número de escaños en las elecciones parlamentarias y utilizaron esa mayoría bruta para imponer sus políticas.

Conforme la economía del país se hunde cada vez más en el abismo de la recesión y la crisis, los fascistas-hinduitas liderados por Modi están tomando medidas desesperadas de satisfacer a sus amos- los imperialistas.

En una mano, los grandes capitalistas y latifundistas reciben una gran ola de beneficios financieros a través de la introducción de nuevas leyes pro-corporativas y cambios en las leyes existentes, recortes en los impuestos y feriados fiscales, dispensa de préstamos y reestructuración de deuda, privatizando las propiedades gubernamentales a precios extremadamente baratos y a través de innumerables maneras legales o ilegales. Un gran número de leyes relacionadas con el bienestar social de la población como leyes laborales, leyes que dan derechos a subsidios y compensaciones a los campesinos, pensiones, beneficios de jubilación y regulaciones de seguro para las clases asalariadas, leyes relacionadas con la seguridad social, salud y educación, etc. están siendo modificadas por el gobierno, determinando que éstas son obsoletas y anticuadas, mientras que las viejas leyes coloniales utilizadas para suprimir la población no sólo se mantienen, sino que se refuerzan con nuevas enmiendas. Los proyectos como "desarrollo de cualificación" se introducen para preparar a algunos millones de desempleados como mano de obra barata y semi calificada para enfrentar las necesidades de la economía capitalista global y los grandes capitalistas indios.

El drama del debate es escenificado en el 'chiquero' del parlamento por los partidos dominantes y también por la oposición, pero todas las políticas anti-populares son aprobadas últimamente con consentimiento mutuo.

Por otra parte, los gastos del gobierno en la agricultura y en la manufactura, bienestar social y subsidios, educación y salud, agua y vivienda, etc., son drásticamente cortados en nombre de la austeridad y de la disciplina fiscal.

Los derechos políticos y económicos ganados por el pueblo- que son los trabajadores, los campesinos, las mujeres trabajadoras, empleadores, trabajadores por cuenta propia y otros de la clase media a través de luchas arduas y largas - se cortan paso a paso para servir a los intereses de los imperialistas y las clases dominantes indias.

Se introducen una serie de nuevas políticas que están teniendo una influencia sobre todos los ámbitos - educación, economía, salud, medio ambiente, bienestar social, etc.

La inversión extranjera, que sólo hace estrechar el lazo del imperialismo es presentado por el gobierno de Modi como la solución de todos los problemas económicos que asolan el país.

En cuanto a los discursos piadosos sobre "justicia ambiental", el gobierno está procediendo a deponer incluso restricciones a las empresas en zonas ambientalmente sensibles para atraer inversión extranjera y maximizar la explotación de los recursos naturales.

En el caso de la minería, represas, carreteras, puertos, vivienda, industrias y varios otros proyectos y casi todos los tipos de servicios en regiones frágiles ecológicamente, el gobierno está haciendo una invitación abierta a la contaminación y destrucción ecológica sin precedentes, en el gran desplazamiento de personas [de esas áreas].

Incapaz de tratar los problemas básicos de las masas o de cumplir con la mayoría de las promesas hechas en la preelección, Modi y sus ministros están recurriendo a los artificios y 'percepción de gestión'.

Siguiendo el modelo del gran propagandista nazi, Joseph Goebbels, el gobierno de Modi está haciendo uso extensivo de medios digitales, electrónicos e impresos para maliciosamente manipular a la opinión pública, para engañar a las masas con mentiras y decepciones y para vender la agenda proimperialista y, pro-hinduita que están tratando de implementar.

Los medios están siendo controlados de manera implícita y explícita para monopolizar los medios de difusión de información. Frases como 'desarrollo', 'empoderamiento' de los pobres y de los dalits, adivasis, de las mujeres y otras 'partes más vulnerables', 'Sadbhavana-Shanti-Suraksha', 'desarrollo de la nación', 'interés nacional' y tantas otras son bombardeadas implacablemente de una manera goebbelsiana.

Organizaciones “Sangh Parivar” también están usando los medios masivos para ocultar la verdadera cara del fascismo-hinduita, para moldear la opinión pública a favor de su agenda y para hacer ilusiones en realidad. Hipocresía, tanto en las palabras como en la práctica, es una marca registrada de los fascistas-hinduitas.

Paralelamente a ese proceso hay la gradual fascistización del estado.

Si, la burocracia, el poder judicial, las fuerzas armadas, las prisiones o cualquier otra parte del estado, el gobierno del PBJ está organizando a su personal con adeptos al hinduita siempre que sea posible.

Fuerzas militares, paramilitares y policiales están siendo fascistizadas más rápido durante su formación y servicios por parte de fascistas-hinduitas a través del poder del estado. Ellos están siendo adoctrinados con pseudo-patriotismo y los temas favoritos del Hinduismo como unidad e integridad del país, interés nacional, Guerra al terror, etc. De esta manera están siendo traídos hacia más cerca del campo hinduita y siendo ideológicamente preparados para despiadadamente aplastar a la población y todas las formas de movimientos democráticos en nombre de la defensa del país y de la nación, religión y fe, civilización y cultura, etc.

Manteniendo a Narendra Modi como lider, la Sangh Parivar está tratando de expandir su base social al introducir algunos programas populistas de bienestar social como el “Beti Bachao-Beti Padhao", "Jan Dhan Yojana", 'Swacch Bharat Abhiyan'.

Así como todas las fuerzas fascistas del pasado, el gobierno de NDA y de Sangh está tomando algunas de esas medidas populistas sólo para facilitar la explotación y represión de las masas trabajadoras y de grupos sociales oprimidos sin resistencia generalizada de la población.

Un nuevo intento se está tomando en la "safronización de la educación" a través de medidas como la reescritura de libros escolares, cambios en las sílabas, imposición del sankrit, del yoga y rituales hindús en las escuelas y otras medidas similares.

El gobierno de Modi intensificó su interferencia en los casos particulares de las universidades y de todas las demás instituciones autónomas con el objetivo de imponer la agenda fundamentalista hinduita. Esto está más allá de la intensificación de las políticas del gobierno anterior de promover la privatización de la educación.

Ellos agresivamente elogian a figuras de la RSS como Savarkar, Shyama Prasad Mukherjee y Deen Dayal Upadhyaya, etc. y sistemáticamente los homenajean en puntos de referencia como carreteras, instituciones públicas, proyectos de bienestar, etc. de acuerdo con su ideología.

Estas medidas están haciendo los defensores de los ricos, de los hindús, de las castas 'elevadas', el sexismo del estado aún más proferido.

Los musulmanes y sus organizaciones se encuentran en la mira por el estado en nombre del 'combate al terrorismo islámico', mientras que la discriminación contra las minorías religiosas se vuelve más alarmante.

Mientras la libertad es concedida por el estado a los infractores hindúes y asesinos involucrados en la masacre de musulmanes, sanciones severas incluyendo términos de vida y pena de muerte les están siendo dictados a los musulmanes acusados.

Una gran parte de ellos se encuentran en prisiones por largo plazo sin juicio.

Fascistas-hinduitas están exhibiendo minorías religiosas como enemigas delante del pueblo para desviar su creciente frustración y rabia en canales inofensivos.

Igualmente, dalits, adivasis, mujeres, nacionalidades oprimidas, racionalistas, ateos, democráticos, comunistas e incluso la oposición parlamentaria-cualquier persona que esté en oposición a ellos- están siendo vigilados.

Cualquiera que defiende la democracia genuina, la independencia, la soberanía y la autoconfianza o militantemente eleva demandas democráticas básicas de la población, está sometido a la violencia brutal del estado y del terrorismo hindú.

Cientos de estos ataques se han realizado en el último un año y medio del gobierno de Modi, y el número viene aumentando. El aumento de incidentes de intolerancia en todo el país también es parte de todo un plan fascista-hinduita. Internacionalmente, el gobierno PBJ y los fascistas hinduitas están buscando un status de 'superpotencia' para la India a través de colaboraciones más estrechas con el imperialismo norteamericano y clamando por un papel mayor en los asuntos internacionales. En su intento de transformar el país en un fuerte puesto avanzado regional de los Estados Unidos y otras potencias imperialistas, NDA y RSS utilizan una política de gran poder chovinista y expansionista en el sur de Asia. Ellos vociferan discursos chovinistas contra Pakistán y China y están clamando a expandir el combate al 'terror islámico' a través de la alineación más estrecha con las políticas extrínsecas de los Estados Unidos e Israel.

Guiados por la idea hegemónica del Hindú Rashtra y Akhand Bharat, están siguiendo más agresivamente las políticas expansionistas de gobiernos anteriores, interfiriendo en los asuntos internos de los países vecinos como Nepal, con un escaso respeto a su soberanía, así como atrayendo la ira de su pueblo.
Por lo tanto, el ataque total de los fascistas hindúes se está volviendo insoportable no sólo para las grandes masas de la India, sino también para los pueblos de nuestros países vecinos.

A pesar de las semejanzas, sin embargo, el fascismo hinduita no es el nazismo de Hitler en Alemania o el fascismo de Mussolini en Italia. La base material del fascismo hinduita se sustenta en las condiciones sociales y relaciones de producción atrasadas del país. Estas relaciones de producción sirven principalmente a los intereses del feudalismo y del capitalismo burocrático, en el que están fuertemente interconectados y dependientes del monopolio capital del imperialismo y son subordinados a él.

Esto resulta en el peculiar tipo de fascismo en nuestro país y en qué al ser un país semi-colonial y semi-feudal – este es un fascismo 'comprador-feudal'.

Como un resultado, el fascismo hinduita es necesariamente más débil y más inestable que sus semejantes en países capitalistas.

Así como fue expuesto por Dimitrov, aquí no puede haber cuestión de ver "el tipo de fascismo que estamos acostumbrados a ver en Alemania, Italia y otros países capitalistas" (Dimitrov, Séptimo Congreso de la Internacional Comunista 1935).

El fascismo comprador-feudal, a través de su naturaleza compradora, es incapaz de igualarse al fascismo de los países imperialistas. Además, la opresiva, discriminatoria, jerárquica, no científica, anti-pueblo y reaccionaria ideología brahmánica y el podrido sistema Jati-Varna asociado a ella nunca pasó sin dificultades ni oposición en el país.

Se enfrentan a la resistencia ideológica y política, así como otras formas de resistencia, incluyendo la resistencia violenta de las masas oprimidas trabajadores desde el principio.

Sean los Charvakas, Sankhyas y los Budistas de los tiempos antiguos; Ravidas, Kabir y otros de la edad media o Jotiba Phule y Savitribai, Shahuji Maharaj, el Dr. Ambedkar, Periyar y varios otros representantes de los dalits, adivasis, mujeres y fuerzas democráticamente revolucionarias del tiempo moderno, cada uno, a su manera, tomó parte en esta ininterrumpida historia de resistencia.

Nuestro pueblo, apoyado por el pueblo democrático y revolucionario del mundo entero, ahora está nuevamente colocándose de frente en el camino del fascismo neo-brahmánico hinduita.

No es posible, por lo tanto, establecer la 'Nación Hindú' que sueñan, o que requieren para la transformación del presente orden semi-fascista (con orden fascista bien velada en algunas regiones del país como Dandakaranya, Bihar-Jharkhand, Jammu y Kashmir y el noroeste para una completa y explícita orden neo-fascista por todo el país).

Sin embargo, el presente nivel de ataque fascista sin precedentes está enfrentando una gran resistencia en el país. Las protestas contra el terrorismo hindú y la fascistización del estado están en curso, con cada vez más personas uniéndose y uniendo sus voces.

La indignación generalizada contra los asesinatos del profesor Kulbargi, Akhlaq y, en menor grado, el asesinato judicial de Yakub Memon, lleva adelante al movimiento antifascista.

Recientemente, cientos de escritores, artistas, académicos, actores, periodistas, camarógrafos y otros del campo literario, cultural y académico, devolvieron premios dados por el gobierno en una protesta paralela contra los ataques y creciente amenaza del fascismo-hinduita. Su oposición a la persecución de minorías, ataques a los derechos civiles básicos y democráticos, incluyendo libertad de expresión y de desacuerdo e intentos de imponer el control y el orden, pasó de una bola de nieve a una verdadera avalancha de protestas.

Un gran número de demostraciones, dharnas, encuentros, etc. se están organizando diariamente en todo el país.

Los pueblos de otros países también expresan su reprobación al creciente fascismo-hinduita en un fuerte contraste con la rehabilitación oportunista de los crímenes de Modi y su contubernio con otros gobiernos.

La reciente explosión de rabia de la población luchando por la reserva de Patidar contra símbolos estatales odiados como comisarías ha mostrado que hasta lugares como Gujarat, que era considerado una fortaleza hinduita, no están a salvo de la rabia y frustración cada vez mayor del pueblo.

El pueblo ciertamente hará a los fascistas hinduitas percibir que ellos forman parte de una minoría en el país y que defienden fuerzas superadas, el orden reaccionario de las clases dominantes y sus capangas.

La mayor parte de la población del país no va a adherirse a su ideología reaccionaria ni acatan la imposición forzada del 'mayoritarismo' hindú.

Tarde o temprano, el BJP y Sangh Parivar se dará cuenta de que no es divertido ser lacayo del imperialismo.

Los Comités Populares Revolucionarios (gobiernos locales revolucionarios que construyen y ejercen nuevo poder en plena Revolución Democrática) evidentemente extienden su solidaridad revolucionaria a todos aquellos que componen esta lucha en común - fuerzas revolucionarias, democráticas, patriotas y laicos, trabajadores y campesinos, minorías nacionales y religiosas, dalits y adivasis, clases urbanas pobres y medias, la burguesía nacional, estudiantes , profesores e intelectuales, académicos, historiadores, escritores, artistas, actores, abogados, periodistas, médicos, investigadores, mujeres, comunidad LGBT, los viejos y los jóvenes, y personas de todos los estilos de vida que se están levantando contra la esclavización fascista-Hinduita.

Tomando como inspiración las experiencias del proletariado internacional y en las fuerzas democráticas en el combate al fascismo, convocamos a todas las clases, comunidades, secciones y grupos explotados y oprimidos a unirse y convertirse en una fuerza poderosa contra el fascismo-hindú brahmánico, unirse a la lucha armada para, así, enterrarlo de una vez por todas.

En ese sentido, el fascismo sólo puede ser completamente extirpado por la vía revolucionaria y no por la vía revisionista, reformista y parlamentaria a través de las "victorias electorales” sobre el PBJ.

Los Comités Populares Revolucionarios apelan a que todos fortalezcan la lucha armada revolucionaria y agraria en curso desarrollada por el Partido Comunista de la India (Maoísta) para establecer una genuina república democrática y popular, independiente, soberana y autosuficiente, que será la verdadera tumba del fascismo-hinduita.

(Varavara Roa es un activista, poeta y escritor revolucionario)


¹ - 'Safronización de la educación'. Consiste en la difusión de la cultura hindú a través de la educación a fin de producir cambios sociales significativos por el llamamiento al pasado histórico de la India a través de religiones como el hinduismo, el budismo, el sikhismo y el jainismo.


Nota final. El texto ha sido traducido del portugués al español.

2 comentarios:

  1. LA CIENCIA DEL MLM PENSAMIENTO GONZALO TIENE QUE SER COMO LA CAPA DEL CIELO CUBRIRLO TODO, DEBE IMPONERSE CON LA FUERZA DE UN HURACÁN Y COMO EL AIRE SER PERMANENTE HASTA EL FIN DEL COMUNISMO.

    La tarea incansable de trabajar difundiendo el MLM pensamiento Gonzalo en la dirección de organizar y preparar la L.A. Exponerla de millones de formas pero que conduzca a la organización de la guerra popular. Constituir o Reconstituir los partidos MLM principalmente maoístas militarizados Pensamiento Gonzalo que conducirán a las masas en formas violentas aplastando el poder de la burguesía e imponiendo la ciencia del proletariado en la construcción de una República democrática con claros ejercicios dictatoriales ejerciendo la LUCHA DE CLASES y la DICTADURA DEL PROLETARIADO con un mar armado de masas el partido extendiendo rieles hasta el comunismo (PG:)
    La clase en todos sus estadios participará en la lucha armada única manera de ganar sin demasiado tiempo. Las masas son sabias y poseen millones de iniciativas militares(MAO) que hacen posible la derrota del enemigo, no importa la potencia imperialista será aplastada, tal como MAO lo dijo: ¨ Las armas imperialistas incluidas las nucleares no le tememos las derrotaremos pues las masas son superiores a cualquier tecnología no importa lo belicista que sea¨.

    Se requiere tomar muy en serio y de manera reiterada la difusión de la ciencia del proletariado, donde quiera que se encuentre un maoísta, deben pregonar en la práctica este estilo de trabajo, ademas, extirpar definitivamente el oportunismo y revisionismo abiertos enemigos de la revolución comunista.
    Entregarle a las masas la comprensión persuasiva, pedagógica y didáctica el conocimientos de la ciencia del proletariado en una ofensiva diaria, permanente sin pausas y todo debe ir en envoltorios de esta ciencia. Las efigies de los maestros del proletariado debe ser puestos en todas las formas que llegue a las manos de las masas es un trabajo infinito no es claudicante, no expira sino hasta el fin del comunismo.

    ResponderEliminar
  2. Cada generación pasará, la ciencia del proletariado más grande y enriquecido, a las nuevas generaciones. La revolución comunista maoísta no parara crecerá y se desarrollará HASTA SER UNA POTENCIA y trabajamos para que lo sea pues nos imponemos la tarea de desarrollar guerras populares maoístas con partidos militarizados pensamiento Gonzalo por todo el mundo, pero la ciencia del proletariado se expone con resolución a la fuerza, minuto a minuto, hora a hora, día a día, mes a mes, año a año y así en una revolución permanente de manera dictatorial hasta el fin del comunismo, sólo así con revoluciones culturales, desterramos para siempre los engendros y eliminamos con la fuerza del fusil los gérmenes de la ideología capitalista. No habrá piedad para todas aquellas manifestaciones derechistas burlonas y fascistas en contra de los sueños de las masas y su construcción de lo nuevo y verdaderamente humano. Nada pasará aunque venga vestido de inocentes almas en supuestas propuestas de bienestar de las masas, si han de aportar tienen que dar prueba que aman y respetan a las masas y junto con ellas construyen el dorado comunismo.

    La depravada burguesía y todos sus engendros producidos en su monstruoso sistema CAPITALISTA-IMPERIALISTA envenenan a diario a las masas con su vulgaridad, todo un vomito negro ideología capitalista inyectándola como en la escuela y la iglesia, más, los medios de comunicación RADIO, PRENSA Y TELEVISIÓN, que las masas captan de manera ingenua cayendo en un profundo sectarismo y un profundo desconocimiento de la profunda maldad que encierra cada palabra y cada oración de la cultura depravada burguesa haciendo del pueblo ejércitos que son utilizados en contra de los pueblos que se rebelan contra la inmunda burguesía. Estos ejércitos obran de manera mercenaria, sicarial y paramilitar expertos en matar a los hijos del pueblo. Estos asesinos son rasos y los verdaderos responsables directos de genocidios cuyas ideas surgen y se ordenan desde centros organizativos de la burguesía imperialista.
    Nuestro trabajo es, LENIN decía:, de 24 horas diarias hasta el fin del comunismo.

    Gloria a la ciencia del proletariado: el MLM pensamiento Gonzalo!!!
    Larga vida a nuestro querido Presidente Gonzalo!!!
    Gloria al todo poderoso pensamiento Gonzalo!!!
    Tomado de resistir y combatir.

    ResponderEliminar

Nota: sólo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.